Buscando una agenda digital

Sonia Jorge moderó ayer un panel multisectorial sobre barreras de asequibilidad. Fotógrafo: Nehemías Alvino

SANTO DOMINGO. Ayer se celebró en el país el Primer Foro Multisectorial A4AI con la finalidad de establecer estrategias para implementar políticas públicas y regulatorias para hacer asequible el costo de la Internet, y acelerar el avance de la educación, la seguridad alimentaria, la generación de empleos, la salud, la equidad de género y la inclusión social.

DL conversó con Sonia Jorge, directora ejecutiva de la Alianza por un Internet Asequible (A4AI), sobre qué se puede esperar de este encuentro y los venideros.

P. ¿Cómo en este Foro se busca mejorar el acceso a la Internet en el país?

R. La Alianza por un Internet Asequible hizo una alianza con el Indotel para apoyar el proceso de reforma política y regulatoria en el país, porque identificamos que en el país, a pesar de que se ha hecho mucho progreso en los últimos años, de cierta forma el progreso se estancó un poco y se paró, y hay que impulsar ese progreso. Es muy importante trabajar en la República Dominicana no sólo para apoyar la continuación de la reforma pública y regulatoria, sino principalmente migrar esa reforma como una forma de incentivar el crecimiento del sector para masificar el acceso asequible al Internet. Gedeón Santos compartió que como un 60 por ciento de la población no tiene poder de compra para poder recibir los beneficios que la Internet puede traer, entonces nuestro trabajo es mirar qué se puede hacer, cuáles son las prioridades que podemos trabajar para avanzar.

P. En base a su experiencia de trabajo en varios países, ¿qué se pudiera hacer en República Dominicana?

R. Hay muchas cosas que se pueden hacer. Una de las cosas importantes que identificamos es exactamente una definición muy clara de una agenda digital para el país que en realidad sea una forma de política pública que va a dar una visión muy clara de lo que el país quiere adquirir dentro de su agenda digital. Y también cómo esa agenda digital no es sólo responsabilidad del sector de TICs, sino colectiva, porque las tecnologías son la herramienta del desarrollo, no sólo en el sector de la telecomunicaciones para el acceso a la información, sino también para la salud, la educación, la cultura, diferentes objetivos a nivel social que son críticos para avanzar.

P. Aquí se han implementado salas digitales y sistemas de Internet inalámbrico público. Algunos de estos proyectos no han recibido los fondos necesarios.

R. Por eso debe haber una visión nacional, una política que no sólo oriente a todo el sector, sino a todo el país, y cómo los diferentes sectores tienen su responsabilidad. Es importante que esa agenda digital esté muy bien alineada con la política de desarrollo del país para mejorar el desarrollo socioeconómico, pero también que, además de esta visión bien clara de una agenda digital, después se desarrollen muy claramente formas de implementar esta visión con un plan estratégico de banda ancha para que la banda ancha esté asequible a la mayoría de los dominicanos; un plan de regulación que no sea de sanción, sino de incentivos, de promoción.

R. ¿Cuáles alternativas hay para llevar el Internet a zonas apartadas diferentes a la implementadas en el país?

R. Hay varias, lo importante es reconocer la realidad dominicana e identificar cuáles son las posibilidades, los modelos que sean adecuados.

P. ¿Hay algún modelo que se haya hecho en otro país que podamos tomar de referencia?

R. En América Latina, por ejemplo, el modelo de Colombia es único y con bastante éxito. Colombia tiene un plan que se llama Vive Digital, que en realidad es la política nacional, la visión para el país de su agenda digital. Es un plan comprensivo que está completamente interconectado entre todos los sectores de la economía, y ya ha hecho trabajos importantes que no son solo sobre ofrecer los servicios, infraestructura y oferta, sino principalmente es un plan que mira las necesidades de la demanda, cómo enseñar a la población a ser alfabeta digital. Chile también tiene buenos ejemplos, muchos países están haciendo cosas muy buenas. Inclusive, nuestra investigación dice que los países que tienen buenas políticas a nivel nacional, bien definidas, y que tienen en cuenta los dos lados de la ecuación, la oferta y la demanda, son los países que no solo están haciendo más progreso, sino que están teniendo más impacto en sus poblaciones.

P. ¿Qué se puede hacer referente al acceso a los aparatos, como computadores y teléfonos inteligentes?

R. En el Foro varias personas mencionaron algunas oportunidades a nivel de equipamiento. Se habló del tema de los impuestos y cómo se puede cambiar la política fiscal para no aumentar las barreras de acceso a través de los aparatos. También cómo el sector privado está colaborando con los gobiernos para el acceso a aparatos de computación.

P. ¿Implementar esa agenda digital que sugiere representa un costo importante para un país de un presupuesto limitado como este?

R. Hay que entender que este sector también es prioritario y que alimenta las otras áreas que son críticas para el desarrollo social y económico. Es una cuestión también de ver los recursos que hay y usarlos de una forma efectiva.

P. En el ámbito de las empresas de telecomunicaciones cuyos usuarios se quejan del servicio, ¿qué se puede trabajar?

R. El sector privado está muy interesado en trabajar directo con el gobierno en alianzas público-privadas, que son una forma más eficiente de optimizar los recursos que existen, porque ninguna agencia sola puede ser responsable por todo. La inversión en la Internet es una responsabilidad colectiva.

Alrededor del 50 % de la población de República Dominicana no disfruta de acceso a la Internet.

Fuente

 

Anuncios